Salud General

¿Qué es la hipergammaglobulinemia? Tipos, síntomas, causas y tratamientos

Algunos de estos probablemente nunca hayan oído hablar de ellos, como la hipergammaglobulinemia. En este artículo, examinaremos la hipergammaglobulinemia. 

Desde síntomas de hipergammaglobulinemia, hasta causas de hipergammaglobulinemia, hasta el tratamiento con hipergammaglobulinemia, le diremos todo lo que tal vez quiera saber sobre este trastorno del sistema inmunitario y las diferentes maneras en que puede tratarlo. nosotros?

¿Qué es la hipergammaglobulinemia?

¿Qué es hiper gammaglobulinemia? Ciertamente es una palabra difícil de deletrear, pero ¿qué significa para tu cuerpo y tu salud en general? La hipergammaglobulinemia es un trastorno inmunológico que en realidad es una ocurrencia bastante rara.

Esencialmente, es cuando el sistema inmunitario funciona mal y hay una deficiencia en las células B (linfocitos B), lo que lo lleva a aumentar la cantidad de gammaglobulinas. (un tipo de anticuerpo) en su torrente sanguíneo. Los niveles de inmunoglobulina M (o IgM), en particular, tienden a ser bastante altos en quienes padecen esta afección.

Normalmente, estas células B pueden hacer algo llamado cambio de clase. La capacidad de cambiar de clase significa que cuando su sistema produce demasiados tipos de anticuerpos, puede cambiarlos y convertir esos anticuerpos en otros. Con hipergammaglobulinemia, este cambio de clase no puede ocurrir, lo que significa que un anticuerpo (IgM) se produce más que los otros.

Mientras que el IgM tiende a ser alto, las otras gammaglobulinas, IgA, IgG e IgE, tienden a ser bajas , pero hay casos en los que el recuento de IgM es alto, mientras que las otras gammaglobulinas mantienen un nivel normal. Pero esto es algo bueno, ¿no? Más anticuerpos pueden combatir más cosas malas, ¿verdad? No en este caso.

En esta situación, la falta de anticuerpos y la abrumadora presencia de un anticuerpo en particular pueden dejar el cuerpo abierto al ataque de diversos virus y enfermedades que de otro modo podrían haber sido combatidos. Para empeorar las cosas, en realidad existen varios tipos de hipergammaglobulinemia, y cada tipo presenta sus propios problemas y complicaciones.

Tipos de hipergammaglobulinemia

Existen cinco tipos diferentes de hipergammaglobulinemia: tipo 1, tipo 2, tipo 3, tipo 4 y tipo 5. Estos tipos diferentes se refieren básicamente a la razón por la cual las células B no pueden cambiar de clase y por qué su cuerpo ahora está excediendo la producción de IgM.

1. Tipo 1

El tipo uno se refiere al hecho de que las células B y las células T (las células en su cuerpo responsables del cambio de clase) no pueden comunicarse, lo que resulta en la incapacidad de las células B de cambiar de clase. [19659012] 2. Tipo 2

Una mutación del gen AICDA (que es un factor genético importante en la conmutación de tareas) impide la recombinación del material genético. Esto es necesario para permitir que una porción específica de una célula B cambie a otro tipo de anticuerpo.

3. Tipo 3

En este tipo, las células T intentan transmitir el mensaje a las células B para cambiar de tipo, pero las células B no están escuchando.

4. Tipo 4

La causa de este tipo aún no se ha determinado al momento de escribir este documento, pero este tipo causa la producción excesiva de IgM mientras que el resto de los anticuerpos se mantienen en niveles normales.

5. Tipo 5

El gen UNG envía una señal a las células vivas para crear una enzima específica. Esta enzima ayuda con la recombinación en una célula B para permitirle cambiar de tipo. En el tipo 5, el gen UNG tiene una mutación que causa que la enzima funcione mal y no se produzca la conversión completa del gen.

Si bien toda esta información científica es útil y le permite comprender qué es la hipergammaglobulinemia, es posible que también desee saber más qué buscar con la esperanza de identificarlo.

Síntomas de hipergammaglobulinemia

La hipergammaglobulinemia, para decirlo simplemente, hace que se enferme con más frecuencia y más severamente. Su cuerpo no puede producir los anticuerpos necesarios para combatir enfermedades y virus. Como resultado, las enfermedades y los virus pueden aparecer rápidamente, y debido a que hay muy poco para combatirlos, pueden causar mucho daño. Los resfriados normales que podrían haber sido solo un caso de inhalaciones en el pasado pueden convertirse en problemas de salud que amenazan la vida. La infección también es más común entre las personas que padecen este trastorno. Algunas de las infecciones más comunes son:

  • Infecciones del tracto respiratorio
  • Infecciones cutáneas
  • Sinusitis
  • Infecciones por neumonía
  • Infecciones del oído
  • Infecciones oculares
  • Bronquitis

Otras dolencias comunes para las personas con hiperglobulinemia puede incluir:

  • Diarrea
  • Fatiga
  • Anemia
  • Hinchazón del bazo, hígado, ganglios linfáticos y amígdalas
  • Rigidez en las articulaciones, especialmente las caderas y las rodillas

La hiperglobulinemia no es nada que jugar con, pero ¿cómo terminas con eso? ¿Qué causa la hiperglobulinemia?

Hipergammaglobulinemia Causas

Con todos los efectos desagradables que hemos discutido con respecto a la hipergammaglobulinemia, probablemente tenga curiosidad por saber qué la causa, aunque solo sea para evitarla. Lo primero que debe saber es que la hipergammaglobulinemia es rara y las posibilidades de que la tenga son bastante escasas. Lo segundo que debes saber es que también puede ser hereditario. Finalmente, debe saber que es causado por cosas así que afectan su sistema inmunológico de una manera sustancial, como:

  • VIH / SIDA
  • Hepatitis C
  • Enfermedades reumáticas
  • Enfermedad de Epstein-Barr
  • Mieloma
  • Mononucleosis infecciosa
  • Síndrome de POEMS
  • Cirrosis hepática

Ahora que sabe qué lo causa, podemos pasar a contarle lo que puede esperar cuando se trata de tratar la hiperglobulinemia.

Tratamientos de hipergammaglobulinemia

Aunque existen muchas opciones de tratamiento para las causas subyacentes de la hipergammaglobulinemia, existen muy pocos tratamientos para la hipergammaglobulinemia en sí misma. El más destacado es la terapia de reemplazo de inmunoglobulinas.

Esta terapia consiste en inyecciones de inmunoglobulinas y anticuerpos de los que es deficiente para ayudar a estimular al cuerpo a reproducirlos, así como para ayudar a mantener las defensas naturales de su cuerpo frente a enfermedades y virus. e infección No es una experiencia completamente placentera, pero con suerte puede hacer que su cuerpo vuelva a funcionar.

La hipergammaglobulinemia es peligrosa pero poco común

No se equivoque: la hipergammaglobulinemia puede ser una condición muy peligrosa. Puede permitir infecciones, virus y todo tipo de cosas desagradables en un sistema que ya no puede combatirlos bien. Dicho esto, la hipergammaglobulinemia es muy poco frecuente. Entonces, a menos que tengas una de las causas que señalamos, no es algo por lo que tengas que preocuparte. Sin embargo, si terminas con hipergammaglobulinemia, al menos tendrás algunos conocimientos básicos para ayudarte en tu lucha contra ella.

Leave a Comment