La nanotecnología está ayudando a entregar medicamentos justo donde se necesita

En estos días, hay una nueva palabra de moda en las noticias de salud, y es “nanotecnología”. Si la palabra suena como el tipo de tecnología que construye robots, es algunas formas.

Sin embargo, cuando los científicos hablan de nanotecnología, se refieren a materiales que son muy, muy pequeños. Un nanómetro es una millonésima de milímetro. Entonces, ¿qué es exactamente la nanotecnología y por qué se usa para ayudar a las personas a sentirse mejor?

La nanotecnología aparentemente tiene la posibilidad de administrar medicamentos o medicinas naturales a células específicas que usan nanopartículas. Este enfoque tiene una serie de beneficios sobre la práctica tradicional de tragar una píldora y dejarla avanzar lentamente por su cuerpo.

Administrar medicamentos con nanopartículas podría ayudar a reducir la cantidad de medicamento que debe tomar, y también puede reducir los efectos secundarios de los medicamentos recetados que tiene que sufrir. En efecto, la administración nanomédica de medicamentos se centra en el desarrollo de partículas o moléculas a nanoescala para mejorar la biodisponibilidad del fármaco. La biodisponibilidad en sí es importante, porque significa que su cuerpo obtiene el medicamento exactamente donde lo necesita y donde será más beneficioso para su recuperación.

La nanotecnología es un campo enorme que actualmente está siendo explorado por la mayoría de las principales instalaciones de investigación en Norteamérica. El futuro de la nanomedicina podría implicar algún día que cada uno de nosotros ensamble dispositivos biocompatibles que puedan detectar, evaluar, tratar e informar información médica a un médico. Suena como ciencia ficción, pero la ciencia médica ya dio los primeros pasos para realizar este futuro.

En un reciente ensayo clínico realizado en el Pharmaceutical Research Institute en Albany, Nueva York, los investigadores querían descubrir si la nanotecnología podía liberar polifenoles. directamente a los sitios en el cuerpo donde los tumores cancerosos habían comenzado a crecer.

Los polifenoles son compuestos naturales que se encuentran en plantas, frutas, chocolate y bebidas, como el té y el vino. Hasta la fecha, la mayoría de las investigaciones sobre polifenoles muestran que tienen actividad anticancerígena en las células.

RECOMENDADO: Cuatro maneras en que los polifenoles pueden salvarle la vida.

Un problema con los polifenoles, sin embargo, es su corto vida media (lo que significa que se degradan rápidamente) y baja biodisponibilidad. Por esta razón, los investigadores están sugiriendo el uso de nanopartículas para mejorar la administración de polifenoles a los sitios del tumor. Sobre la base de su investigación hasta ahora, la nanomedicina puede ser una herramienta muy útil para atacar las células cancerosas. Estén atentos para más información sobre este tratamiento de vanguardia.

Leave a Comment